El mercado del comercio electrónico en México deberá ser transfronterizo, aumentar al doble su participación en el sector y tener al primer unicornio mexicano en cinco años.

Transfronterizo, con el doble de participación en el sector retail y con el primer “unicornio” mexicano. Estas son algunas de las características que, idealmente, el comercio electrónico deberá alcanzar en los próximos cinco años, de acuerdo con expertos y jugadores en el sector público y privado.

Durante el foro “Políticas Públicas del Comercio Electrónico en México” organizado por la Asociación Mexicana de Internet (Amipci) en el Senado de la República, los representantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), Proméxico y el retail en línea MercadoLibre compartieron cuál es su visión para esta industria que en el 2015 creció 59% para alcanzar un valor de 257,000 millones de pesos.

Roberto Martínez Yllescas, director del Centro de la OCDE en México
Deberíamos tener una mayor coherencia en políticas de manera transversal. Debería haber mayor coordinación entre las secretarías de Hacienda y de Economía para crear las condiciones de financiamiento y crecimiento, y haya un espacio de coordinación de la política regulatoria que le corresponde a la Cofemer, y no restar el marco en el que operan las instancias de capital semilla, de financiamiento, de capital ángel para emprendimientos de base tecnológica, particularmente de comercio electrónico. También la importancia de Proméxico de impulsar el crecimiento de las pymes hacia mercados internacionales. Tendríamos una mayor participación de pymes.

Sean Summers, Vicepresidente Global de Marketplace de MercadoLibre
Habría que ponerse una meta lógica pero ambiciosa de que por lo menos entre 5% y 7% del comercio en México ya sea en línea que es muy desafiante ya que hoy estamos por debajo de 2 por ciento. Lo mínimo a lo que deberíamos apuntar a 5 años ya no deberíamos hablar únicamente de comercio en línea sino que debería ser parte del “business as usual” de cualquier gran empresa, mediana o pequeña de México. Es un canal más y las líneas divisorias entre el mundo online y offline ya casi no existen.

Hay que apuntar a crecimiento significativo de la bancarización, muchos servicios y muchas transacciones financieras se puedan hacer online y a costo competitivo para los usuarios y crear un marco (regulatorio) en el que dejemos que los emprendedores mexicanos puedan crecer por su propia cuenta.

Sería muy lindo aspirar a que en los próximos cinco años surja el primer unicornio mexicano en el mundo de la tecnología.

Samuel Lara, coordinador de REDEX y Modelos de Integración de Proméxico
Desde la perspectiva del comercio transfronterizo, lo que estamos aspirando es a que un mayor número de empresas mexicanas ya participen en base a dos estrategias: en los marketplaces globales porque ya están ahí los compradores. Estamos negociando convenios con Amazon, con eBay, con Alibaba, y también vamos a empezar con los marketplaces regionales.

Vamos a permitir una estructura que ya existe, donde los compradores están ya ahí presentes, esperando los productos mexicanos.

La segunda estrategia es que necesitamos ayudarles para que conozcan que tengan una tienda en línea pero con una estrategia de marketing establecida para que puedan acceder a los compradores, y los compradores accedan a los productos que están demandando.